Los días 16 y 17 de Octubre como cada año, tuvo lugar en el pueblo de Mollina (Málaga), la Asamblea de Inicio de curso de la Red de Jóvenes Entreculturas. 


La RSJ es una Red Solidaria formada por alumnos de todas las SAFAS de Andalucía. Nuestra Red está formada por alumnos de los distintos cursos de Secundaria y alumnos procedentes del Instituto, que han finalizado sus estudios en SAFA y quieren continuar participando en la red. La llegada fue muy acogedora, nada más llegar nos estaban esperando los monitores para asignarnos la habitación y darnos a conocer el grupo al que íbamos a participar y con el que íbamos a trabajar durante los dos días de nuestra estancia. 
Los niños comenzaron a conocer a estudiantes de otros centros de SAFA y empezaron a trabajar en cada uno de sus grupos. Este año ha comenzado una nueva campaña con el Lema “LUCHAR POR LA HOSPITALIZACIÓN” y con un símbolo solidario, una mochila viajera que nos acompañará a lo largo de tres años en los que dura la campaña y en la que se recogerá todos los sentimientos, valores, derechos, igualdades de todos los individuos del planeta, sobre todo a los más necesitados en estos momentos “LOS REFUGIADOS”.


La tarde del sábado transcurrió amena, reunidos todos en el salón de actos del edificio donde nos alojábamos, comentamos por cada red provincial la actividad conjunta que íbamos a desempeñar este nuevo curso. 


Al igual que todos los años realizaremos nuestra actividad con Safa Baena, Safa Andújar y Safa Écija. El año pasado nuestra actividad provincial a realizar fue una Marcha Solidaria por el pueblo, con alumnos procedentes de todos los Centros de Bujalance y con el lema de la silla roja como símbolo de lucha por una educación justa e igual para todos. 
Este año nuestra actividad provincial será la grabación de un videoclip con los alumnos de la red de cada centro para concienciar al alumnado de la importancia de formar parte de esta red y la lucha continua que desde dentro se hace. 


Finalmente llego la hora de la despedida, con llantos y lágrimas de nuestros alumnos, pero con la alegría y satisfacción de haber compartido momentos con personas que sienten y luchan por lo mismo que tú. UN MUNDO JUSTO PARA TODOS.